14 de agosto de 2009

El estado peligroso



En Cuba está permitido tener hambre.
Pero en Cuba no está permitido decir que se tiene hambre.
Y en Cuba hay hambre.

En Cuba todo el mundo come de las remesas de los exiliados cubanos.
Pero en Cuba se le llama parásitos a los exiliados cubanos.
Y todo el mundo come de las remesas de los exiliados cubanos.

En Cuba se permite violar las leyes del país cinco o seis veces al día.
Pero en Cuba no se permite violar la ley de la selva.
Mucho menos tener iniciativas de ley.

En Cuba hay una paz que ya quisieran las prisiones de máxima seguridad.
Pero en Cuba también hay prisiones de máxima seguridad para quienes alteran la paz.
Si usted quiere vaya a Cuba a cantar por la paz.

En Cuba se puede tapar el sol con un dedo,
aunque ha de ser el dedo índice del primer secretario del Partido Comunista de Cuba.
No es saludable hacerle sombra al primer secretario del Partido, ni siquiera en el dedo índice.

En Cuba hay doble moral, doble moneda, pero sólo un Partido.
Y el Partido es nacional socialista
lo mismo que la moral y la moneda sin valor.

En Cuba no hay jama, asere, pero sí hay cámaras de video.
Estar sin jama y con video es un estado peligroso.
Y la verdad no es compatible con la moral socialista.

En Cuba está permitido ser un niño o un borracho.
Pero en Cuba no está permitido expresarse como un niño o un borracho.
Y los niños acaban como el Ché, y los borrachos como Pánfilo.

El estado peligroso es el estado socialista
que nacionaliza la propiedad de cada persona sobre su propio cuerpo.
Libertad para Pánfilo. Libertad para mí. Libertad para ti.

12 comentarios:

Cero Circunloquios dijo...

Excelente Salcedo, excelente... (aplausos)
Niurki

alinabrouwer dijo...

a principios de los 90s, me hube de montar en una guagua en centro habana, por supuesto estaba repleta de gente...de pronto se subio un hombre mayor, negro, y comenzo a decir en tono de pregon...balla! cebolla mora, pal picadillo...pa los frijoles negros..y la gente l miraba y se babeaban del hambre...mientras el hombre senalaba hacia un rincon en el que no habia nada...y decia, no la ven?, aqui esta. mira... cebolla mora pal tasajo, pal bisten casuela....y asi...y mientras la gente mas le preguntaba que donde tenia las cebollas para compraselas el decia, esta aqui, miren, tengo cantida...
todo ell mundo en la guagua muerto de hambre...que horror...el senor no tenia ningun paquete...nada...siempre se me hubo de quedar eso grabado en mi memoria...porque mira que desde que ha llegado este hombre al poder, la comida se ha perdido de ese pais...como se come en cualquier otra islita vecina a cuba...y no vienen los productos de america no nada por el estilo...en fin...que triste lo de cuba...

Jorge Salcedo dijo...

Gracias a ti, Niurki.

Alina, tremendo performance ése de la guagua. Más subversivo que leer la Declaración de DD.HH., sería abrir uno de esos libros antiguos de Nitza Villapol y comenzar a leerlo en voz alta en una guagua, en un parque, a la entrada de un mercado. Podría llamársele el Círculo de Estudio de Nitza Villapol. A ver si envían a todo el mundo a la cárcel por peligrosidad. O por hablar en lenguas!

El Lechu dijo...

La gente y las guaguas.

La gente siempre ha estado clara. La gente siempre lo ha dicho. Pero nunca les hemos hecho coro.

LIBERTAD PARA PANFILO!!!

Ley Martínez dijo...

Es un chiste viejo pero en Cuba lo que hay es “castroenteritis”,…
Tanta falta de caldero engendra un hándicap neuronal con tendencia a lo disidente, lo insolente, lo impotente. La canasta básica es básicamente nula…no hay peor pesadilla que soñar con un bistecito jugoso y despertarse sudado con la boca llena de saliva y roña, ser un “pánfilo” nocturno y medio sonámbulo es el “pan duro y viejo” de cada día,…y quizás venga un viejo cagalitroso a decirnos que lo que tenemos en realidad no es hambre, sino sed. (sed-entarismo provocado)
(bis) Es un chiste viejo pero en Cuba lo que hay es “castroenteritis”,…

chiquitacubana dijo...

Muy bueno Salcedo, y muy buenos aportes de todos. Me acuerdo perfectamente de una vez , en bicicleta por el Malecon, que me sentia flotar, no sentia ni el cuerpo y pensaba que iba rapidismo, estuve asi no se cuanto tiempo, y cuando logre ajustarme, no habia avanzado una cuadra. Fue un largo lapsus de hambre, donde no sé donde estuve. saludos.

chiquitacubana dijo...

esa si seria una performance que marca...Salcedo

Jorge Salcedo dijo...

Lechu, los únicos que están claros en Cuba son los borrachos… O tú tienes mala memoria? :-)

Ley, la canasta básica es básicamente nula. Eso está bien. Y el viejo chiste de la castroenteritis, también. La inflamación del Castro ha causado la peor infección de Cuba en toda su historia.

Chiquita, lo tuyo fue un lapsus famis.

Saludos a todos y una nota breve. Me informan desde La Habana que la familia de Pánfilo se encuentra aterrorizada. Escribiré luego sobre esto. Que cada cual mida bien sus pasos.

estodevivir dijo...

Me vinieron las mismas palabras del primer comentario, de Niurki, Excelente, señor mío, Excelente..

Güicho dijo...

Formidable! Suscribo.

Jorge Salcedo dijo...

Bueno verte por acá, Güicho.

Chez Isabella dijo...

Me cuadra, vaya! El sentir de todos; el decir de pocos.